Jn 21,15-19
Nada para caminar firme en la vida como una recta doctrina que nos indique qué hay que creer en relacion con el misterio del mundo y cómo hay que actuar correctamente para tratar personas y cosas como corresponde . Y si se trata del creer o lo que llamamos fe Mt 16,13-23 es un buen punto de partida. Hist
óricamente fue la confesión de Pedro en que acogió a Jesus como «Mesias e Hijo de Dios vivo.»
Y en el texto de hoy Jesus encara a Pedro para que manifieste su sentir hacia Jesus con una misma pregunta que repetirá por 3 veces. ¿Pedro me amas? …y a continuacion le irá indicando el cometido de su misión o hacer «… apacienta mis corderos, apacienta mis ovejas…En el texto de Mt 16 le ha entregado la llave de la fe que es Cristo , el Mesias. El es el principal objeto de nuestra fe porque es El que nos salva. Es la fe que hemos de profesar en la Iglesia y salvaguardar para que no haya divisiones y malentendidos respecto a lo que hay que creer..pero hoy Jesús pide a Pedro ,el que le negó 3 veces, que le manifieste amor . Y un amor muy comprometido …porque sólo cuando lo ha rubricado una y otra vez Jesus le acepta con la palabra clave: «Sigueme».
Así Pedro y también los apóstoles y discípulos van a seguir no «su vida » hecha tantas veces de apetencias, caprichos , y antojos..sino asimilándola a la de Jesus que hizo en todo la voluntad del Padre en la que Jesus cifró y tambien los cristianos, la autentica libertad. Pero quizás el secreto de esa vida y libertad auténticas está en escuchar en profundidad como Pedro a Jesus ¿me amas…me amas mas que estos?…… y así es como Pedro y tantos otros siguieron ,y aun hoy ,siguen entregando su vida en servicio a Dios y para bien del mundo .